Las veces que debes jalarle el pescuezo al ganso, al mes, para evitar el cáncer de próstata

Caballeros, si ustedes son de aquellos que se preocupan por desarrollar cáncer de próstata -un mal común hoy en día- parece que hay al menos una paso preventivo que puedes tomar para reducir el riesgo, y lo mejor es que lo pueden hacer desde la comodidad de su propio dormitorio, a continuación les explico…

Varios estudios han relacionado la eyaculación frecuente -durante el sexo, la masturbación o mientras duermes- con un riesgo reducido de sufrir de cáncer de próstata. Uno de ellos, hecho en el 2016 por la revista European Urology, apoya la teoría. Ellos encuestaron a 32 mil hombres entre 1992 y 2010 y encontraron que los participantes que informaron eyacular menos de 21 veces al mes durante los 20 años tenían un 19 por ciento menos de probabilidades de desarrollar cáncer de próstata que aquellos que eyaculaban siete veces al mes o menos.

Ahora bien, la eyaculación como práctica frecuente después de los 40 años también es benéfico, reduciendo el malestar un 22 por ciento, según el estudio. Jennifer Rider , autora principal del estudio, dijo en un comunicado de prensa: “Los resultados de nuestro estudio sugieren que la eyaculación y la actividad sexual segura a lo largo de la edad adulta podrían ser una estrategia beneficiosa para reducir el cáncer de próstata”.

En realidad no hay un número mágico de veces que una persona deba ‘descargar’ para reducir su riesgo. Lo que sugieren los hallazgos del estudio es una relación dependiente de la dosis, en la que el riesgo se reduce con la frecuencia con que una persona eyacula.

Aunque los resultados han sido consistentes, los investigadores no están seguros de por qué la eyaculación parece reducir el riesgo de cáncer de próstata. Rider dice que su equipo tiene una teoría respecto a esta conexión: “La frecuencia de la eyaculación es, hasta cierto punto, una medida del estado de salud general en que los hombres en el extremo muy bajo de la eyaculación – de cero a tres veces al mes – eran más propensos a tener otros problemas médicos y morir prematuramente de otras causas diferentes al cáncer de próstata”.

Este estudio sigue en proceso de enriquecerse, pues aunque muestra buenos resultados aun queda investigar qué mecanismo biológico es responsable de que la eyaculación frecuente reduzca el riesgo de una enfermedad como esta.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ArabicChinese (Simplified)DutchEnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish